en Home Cinema

Daredevil

Cuando decidí darme de alta en Netflix, uno de los principales motivos fue empezar el universo Marvel de series que habían por ahí.

La primera serie que se hizo dentro de esta colaboración fue Daredevil, la cual cuenta de 2 temporadas y cuya historia es la base para todo lo que ha venido después, es decir, Jessica Jones, Luke Cage e Iron Fist, que este verano se van a juntar todos ellos para ofrecernos The Defenders.

Pero vamos a Daredevil. La historia cuenta como un joven abogado ciego y con un pasado con padre boxeador, a partir de una sensibilidad extrema consigue justicia por las noches para defender a los más débiles que siempre están abusando. Vamos lo típico de todos los superhéroes. Además si teníamos en la mente la peli de Ben Affleck de 2003, la base no es nada buena, pero no, esto es totalmente diferente.

En Daredevil (la serie), vamos a encontrarnos unos personajes muy oscuros, con una trama muy misteriosa y con dos temporadas llenas de acción y con muchas cosas por resolver. Estas dos temporadas son bastante diferentes entre sí, mientras la primera es una maravillosa presentación del personaje y de como va poco a poco creciendo en la escena oscura de Hell’s Kitchen, tiene momentos muy épicos. Mientras, la segunda es ya otra trama algo diferente, que ha cogido las bases de la primera para meternos en una historia que va a ser la base total de The Defenders, con mucho más misterio y con claramente ganas de más.

Daredevil es una gran serie, con tópicos de superhéroes, sí, pero con otras cosas que la hacen diferente, como es la fotografía, que está muy cuidada dentro de la noche de la ciudad que nunca duerme y con momento, como hemos comentado en los que el capítulo, de duración aproximada 60 minutos, se te hace más que corto.

Muy recomendable.

Escribe un comentario

Comentario