en Webeando

El iPad y un diseñador web

Hace mucho tiempo que tenía pensado hacer este post, de hecho he esperado para ya tener unos meses mezclando el uso del iPad con mi trabajo como diseñador/desarrollador web. Aquí os voy a contar mi relación con el iPad, las aplicaciones que uso y la forma en que ha cambiado mi forma de trabajar desde que lo utilizo.

Adiós papel

Uno de los primeros pasos en la creación de una página web, es la reunión previa con el cliente para ver que necesidades tiene para su proyecto web, aquí el iPad entra en acción haciendo que ya no tengas que necesitar más el papel y el lápiz para apuntar nada.

Mediante aplicaciones como Notas o Penultimate (ayudado tal vez de un stylus) tomo notas de dichas necesidades e incluso puedo mostrar algún boceto rápido para mostrar algún ejemplo o enseñar una primera distribución de la web. Tanto Penultimate como Adobe Ideas son ideales para estos primeros bocetos en plena reunión.

Nada mejor que llegar para ver esas anotaciones que abrir el iPad y ver dichas necesidades para poder hacer el presupuesto de dicha web. Una vez realizados los bocetos, llega el momento de mostrar el diseño web al cliente, aquí el iPad de nuevo entra en escena, mediante apps como Adobe Reader o la propia Fotos del iPad se pueden mostrar perfectamente dichos bocetos para que el cliente vea que aspecto va a tener su web. Si se quieren hacer anotaciones, de nuevo se puede recurrir a Penultimate que en sus últimas actualizaciones ya permite escribir encima de alguna imagen.

Cumpliendo tareas

Una de las apps que más utilizo es sin duda Wunderlist, un gestor de tareas que es perfecto para gestionar los diferentes proyectos en que puedes estar involucrado. Su posibilidad de realizar diferentes listas hacen de Wunderlist un perfecto gestor de proyectos, ya que dentro de cada elemento puedo ir añadiendo/chequeando las tareas de dicho proyecto. Además, en uno de mis últimos proyectos de colaboración, pude utilizar las listas compartidas, siendo de gran utilidad, para ver como cada parte de la colaboración iba progresando en el proyecto.

Formación

La industria del diseño/desarrollo web es casi como la informática, cada día surge algo nuevo y es bueno estar siempre lo más al día posible, para ello el iPad ofrece una serie de aplicaciones perfectas para ello: Reeder, un perfecto lector de feeds que se conecta con tu cuenta de Google Reader; Flipboard, donde añadir fuentes para verlas en forma de revista o Zite, donde a partir de tus gustos te muestra otros artículos de tu interés.

Si a todo esto le sumas alguna aplicación como Instapaper o Read It Later, hacen del iPad un perfecto complemento para tu formación, así como perfecto para esos momentos de espera entre reuniones.

Conectividad

En su día decidí comprar el iPad con 3G debido a que durante mis reuniones con los clientes necesitaba tener conexión por si alguno de ellos quería ver un ejemplo o en algún momento tenía que mandar algún correo o similar. Después de estos meses no me arrepiento para nada de esa elección. Poder enviar un mail justo antes de la reunión, revisar Twitter o comprobar los últimos mensajes en iMessage es toda una comodidad.

Luego tenemos aplicaciones como Dropbox o Evernote que también te pueden sacar de un aprieto en más de una ocasión, con algún PDF olvidado o alguna nota que necesitabas. De ahí la gran necesidad de tener este tipo de conexión en cualquier lugar.

Mi iPad, mi portatil

Se ha vendido el iPad como el fin de la era PC y para mi en cuanto a portabilidad lo es. No necesito portatil, ya que con el iPad tengo mis necesidades profesionales cubiertas con lo cual tengo un dispositivo ligero y que a parte de usarlo profesionalmente, es un elemento más de ocio en casa.

Para transportarlo utilizo la Smart Cover (que curiosamente tiene una versión con mi color corporativo) y una funda Hard Candy Cases, la Bubble que protege el iPad de forma perfecta.

Código

Para desarrollar web sigo usando un ordenador de sobremesa, mucho más cómodo, además, me gusta hacerlo siempre tranquilamente, aunque empiezan a haber aplicaciones para poder desarrollar con el iPad, pero eso es algo que como acabo de comentar, prefiero hacerlo con tranquilidad.

 

 

En definitiva, el iPad es una herramienta más en mi trabajo diario donde aprovecho algunas de sus características para hacer más fácil mi trabajo, sobre todo cuando tengo que desplazarme y reunirme con clientes o colaboradores.

Escribe un comentario

Comentario

  1. Muy bien, ya no pones que estabas oyendo o te da palo poner que escuchabas Justin Bieber? 😀

  2. Gran post David, muchas de ellas tambien las uso, más las mías específicas de sysadmin je je